4 de febrero de 2010

Los famosos y sus gilipolleces. (vol 2)

Hace algún tiempo que pensé en escribir este artículo pero, por unas cosas y otras, no terminaba de lanzarme a ello, ya que el tema en sí es delicado. Así que trataré de llevarlo de la mejor manera posible.

Que el terremoto de Haití ha sido una terrible tragedia es algo que queda fuera de toda duda. Evidentemente, el resultado de tener un terremento de tan sólo diez kilómetros de profundidad bajo la superficie, con siete grados en la escala Richter y teniendo varias réplicas que oscilan entre los cinco y los seis grados de magnitud, el resultado no puede ser para nada bueno. Pero resulta increíble, como hay gente que, de las formas más dispares, se vuelca con un país que, ya pobre de por sí, se acaba de hundir en la más absoluta de las miserias.

Los primeros en llegar fueron los periodistas, la mayoría de ellos armados con su cámara réflex para jodernos a todos a la hora de la comida. No se me olvidará el comentario de un haitiano que, habiendo pasado algunos días desde el terremoto y mientras quitaba escombros de una vivienda para tratar de rescatar a una persona, dijo de forma tajante aquello de: "¿Ya tienen fotos de todo? ¿Cuándo va a venir la ayuda?" (lo que me llevo a realizar ésta viñeta). No comentaré lo ocurrido con los cruceros de la Royal Caribbean International, en su lugar dejo un enlace sobre el asunto.

Pero si hay un tipo de persona que pierde el culo por tratar de salvar a un país en la miseria es el famoso. ¿Qué mejor para parecer una persona decente y humilde, afligida por las desgracias de los demás, que querer ayudar sin dar un duro a cambio? Obviamente, no voy a reprochar nada a los señores Brad Pitt y Angelina Jolie, que donaron nada menos que un millón de dólares, lo cual les honra; incluso Madonna que, apesar de ser la artista más rica en la historia de la música ganando 72 millones de dólares al año y pudiendo haberse rascado más el bolsillo, donó la irrisoria cifra de 250.000 dólares (algo es algo).

Pero este artículo va dedicado a otro tipo de famoso. Y qué mejor ejemplo que la guapísima Scarlett Johansson, una mujer que dona zapatos a los pobres o que decide subastarse a sí misma en Internet para que otro pague la donación en lugar de ponerlo de su bolsillo (también llamado prostitución, mal que les pese a algunos). Pues a la chica no se le ocurre otra cosa que cobrar a un extraño por pasar diez miserables minutos con ella, con la excusa de donarlo a Haití. He tratado de buscar el enlace en eBay a su subuasta para colgarlo aquí, pero no hay forma humana de encontrarlo. Debe ser que tampoco está dispuesta a donar esos diez minutillos y saldrá con aquello de han dado tropecientos mil dólares por verla (como si lo viera venir). De todas formas si alguno lo encuentra que me lo pase. :P


Por otro lado, tenemos los famosos maratones televisivos que buscan que los pobres, hundidos en la pobreza por culpa de la puta crisis, ayuden a otros pobres. Sumándose a este carro gente tan humilde, filántropa y preocupada por los problemas ajenos como la señorita Paris Hilton, Lindsay Lohan o Elton John (el mismo que dice que habría que quitar Internet). Todo hay que decirlo, pues hay algún que otro famoso que pone un buen pellizco, lo cual merece respeto. De esa forma conseguimos que los pobres sigan siendo pobres y los ricos sigan manteniendo sus ingresos. En fin una cínica e hipócrita pantomima de tres al cuarto, en la que la mayoría de los ricos pasan de salvar el culo a nadie y en la que los pobres deben hacerse cargo de los pobres. Y voy a ser absolutamente sincero, yo no he donado una mierda, lo primero porque no tengo ni para mí (estoy en el paro) y lo segundo que los ricos aflojen que es lo que tienen que hacer.

5 comentarios:

reygecko dijo...

El enlace de la Royal Caribbean no va...

Moriarti dijo...

Qué raro, a mi si me funciona. Bueno te dejo el enlace aquí:

http://www.ultimasnoticias.com.ve/capriles/cadena-global/detalle.aspx?idart=2800447&idcat=56658&tipo=2

Daniel Atienza López dijo...

Que pasaría si se restablece el orden social y arquitectónico (las dos únicas cosas que se pueden reparar alli, ya que no hay Estado ni contrato social) y sobran la friolera de ochenta millones de dólares; porque con tanta pantomima al final nos pasamos de listos y buenos. ¿Quién se quedaría todo eso?

demetrio dijo...

aunq es un poco tarde para la contestacion aqui viene la mia. 1º me parece perfecto lo q dices sobre tu donacion por q tu ni mucho menos tienes la vida solucionada por el momento como para andar donando, en ese tema yo pienso exactamente igual y si algun dia voy sobrado de dinero principalmente ira para la familia y amigos q lo necesiten en vez de dejarlo en alguna caridad de la q no sabes si llega y tampoco voy a ir en persona a comprobarlo o hacerlo por mi parte.
queda claro q quizas sea algo egoista pero es lo qpienso, y sobre el crucero sin leer el comentario entero esta claro q es una putada lo sucedido pero real real realmente a la mayoria de las personas esas cosas les da igual solo les importa quedar bien diciendo lo q han donado o q desgracia pero si yo estuviera en ese royal no se cuantos seguiria de fiesta igual. llamadme insensible pero la mayoria de las personas no me importan realmente mucho.

Moriarti dijo...

Bueno, demetrio, es un punto de vista que no comparto del todo, si me sobrase el dinero no tendría problema en donar unos cuantos millones, claro que esto son sólo palabras y queda muy bonito decirlo pero por desgracia creo que no tendré la posibilidad de poder llevarlo a la práctica y ver si lo haría, espero que sí.

Un saludo.